domingo, 15 de febrero de 2009

Evolución y estructura de la industria


Se cree que la fabricación de papel tiene su origen en China hacia el añ o 100 d.C.: se utilizaban trapos, cá ñ amo, paja y hierba como materias primas y se golpeaban contra morteros de piedra para separar la fibra original. Aunque con el tiempo ganó terreno la mecanización, hasta el siglo XIX siguieron utilizá ndose los mé todos de producción por lotes y las fuentes de fibra agrícolas. Las primeras má quinas continuas de papel se patentaron en los añ os de cambio del siglo XIX al XX. Entre 1844 y 1884 se desarrollaron los primeros mé todos para la obtención de pasta de madera, una fuente de fibra má s abundante que los trapos o las hierbas; estos mé todos implicaban la abrasió n mecá nica y la aplicación de procedimientos químicos a base de sosa cá ustica, sulfitos y sulfatos (Celulosa al sulfato). Con estos cambios se inició la era moderna de la fabricación de pasta y de papel.
La Figura 72.1 ilustra el procedimiento má s completo de fabricació n de pasta y papel de la é poca actual: elaboració n de la mecá nica de la pasta; elaboració n de la química de la pasta; reciclado del papel usado; fabricación de papel, y procesos de transformación. Hoy día, la industria se puede dividir en dos grandes sectores de acuerdo con los tipos de productos fabricados. La pasta se elabora generalmente en grandes fá bricas situadas en las mismas zonas donde se recolecta la fibra (es decir, las principales regiones forestales). Muchas de estas instalaciones tambié n fabrican papel (p. ej., papel prensa, papel de escribir, papel para imprenta o papel de seda) o cartó n. La Figura 72.2 muestra el esquema de una fábrica que produce pasta blanqueada al sulfato, pasta termomecánica y papel prensa. Obsé rvense los andenes y el muelle de embarque, la zona de almacenamiento de astillas, la cinta transportadora de astillas hacia el digestor, la caldera lejiadora de recuperación (edificio blanco alto) y los estanques de clarificación de los efluentes. Las distintas operaciones de transformación se realizan habitualmente cerca de los centros de consumo y utilizan papel o pasta comercial para fabricar bolsas, cartones, contenedores, papel de seda, papel de envolver, papelería decorativa, material de oficina y otros semejantes.
En los últimos años se ha acentuado la tendencia a que las empresas fabricantes de pasta y de papel pasen a formar parte de grandes compañías integradas de productos forestales. Estas compañ ías controlan las operaciones de recolección forestal (vé ase el capítulo Silvicultura), las serrerías (véase el capítulo Industria de la madera ), la fabricación de pasta y de papel, y los procedimientos de transformació n. Una estructura así planteada
les garantiza una continua fuente de fibra, una utilización eficaz de los residuos de la madera y unos compradores asegurados, todo lo cual favorece un aumento de su cuota de mercado. La integració n se ha desarrollado en conjunció n con la creciente concentració n y mundialización, derivadas de la orientació n de las empresas hacia las inversiones internacionales. La carga financiera derivada del establecimiento de plantas industriales estimula esta tendencia para permitir economías de escala. Algunas empresas han alcanzado ya niveles de producció n de 10 millones de toneladas, semejantes a la capacidad total de países con la má xima producción. Muchas son multinacionales, y algunas tienen fá bricas en 20 o má s países de todo el mundo. Con todo, aun cuando muchas de las empresas y fábricas má s pequeñas estén desapareciendo, la industria aú n cuenta con centenares de miembros. A manera de ilustración, baste decir que las 150 primeras empresas suman las dos terceras partes de la producción de pasta y papel, y con solamente una tercera parte de los empleados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada